lunes , diciembre 18 2017
Noticias Destacadas
Inicio / Reportajes / Entrevistas / ¿Filantropía? Conoce aquí su significado y los efectos que ha provocado en la sociedad
¿Filantropía? Conoce aquí su significado y los efectos que ha provocado en la sociedad

¿Filantropía? Conoce aquí su significado y los efectos que ha provocado en la sociedad

Los millonarios y su salto a la fama por ejercer ayuda social

Significa amor al género humano”. Se trata de un concepto utilizado de manera positiva para hacer referencia a la ayuda que se ofrece al prójimo sin requerir una respuesta o algo cambio. Se conoce como filántropos a los sujetos u organizaciones que suelen desarrollar proyectos solidarios.

La persistente pobreza en medio de una gran riqueza, la negación de los derechos básicos en medio de una democracia formal, la profunda y moralmente intolerable desigualdad son condiciones que caracterizan a buena parte de América Latina hoy en día. Por esta razón, numerosos líderes de la filantropía global han sostenido que cerrar la brecha entre ricos y pobres, y empoderar a estos últimos, constituyen los desafíos más importantes para este sector en el siglo XXI (Chen 2002, Harris 2003). ¿Pero esto no plantea acaso una contradicción fundamental? ¿Es realista esperar que quienes se han beneficiado de la desigual distribución de la riqueza y de los derechos vayan a promover, o siquiera permitir, un cambio en esta situación?

De hecho, donar y practicar el voluntariado para ayudar a los necesitados y promover el bien común no es algo nuevo en América Latina. La diversidad cultural de los más de 500 millones de habitantes de la región se refleja en sus múltiples tradiciones de reciprocidad y de autoayuda comunitaria, en la solidaridad religiosa y entre inmigrantes, así como en el sindicalismo y los movimientos de base que desafían el statu quo. Es más, desde principios de la década de 1990, se han dado esfuerzos crecientes en la región para promover nuevas formas de filantropía organizada con el propósito de alcanzar un cambio social duradero.

Tales esfuerzos están siendo liderados por los donantes internacionales y las agencias de ayuda, las organizaciones religiosas y las instituciones educativas, como también por los gobiernos locales y los líderes empresariales.

Caridad y solidaridad

Los habitantes cuentan con viejas y diversas tradiciones de caridad y solidaridad, lo que hace difícil hablar de ‘filantropía latinoamericana’ como si se tratase de un bloque homogéneo. Sin embargo, es posible identificar algunas tendencias y experiencias que son comunes a una buena parte sino a toda esta región.

El Estado y los gobiernos centrales

Mientras que el predominio de la Iglesia Católica constituye una característica histórica de la filantropía latinoamericana, otra es el rol controlador jugado por el Estado y los gobiernos centrales.

En este sentido, la expansión de los sistemas públicos de salud y educación permitió una mayor cobertura y conllevó un control y una administración centralizados. Incluso hoy en día, tras el neoliberalismo, los servicios de educación y salud brindados por entidades privadas cubren tan solo un segmento reducido del total de la población en la mayoría de los países. En este último caso, sin embargo, la Iglesia Católica continúa siendo el socio privilegiado del Estado en la administración de servicios para los pobres.

La élite económica y social

Si el Estado y la Iglesia dominaron el ámbito de la asistencia social, ¿cuál ha sido el papel de las élites económicas y sociales de la región? La participación de los ricos en entidades caritativas durante el gobierno colonial y durante buena parte del período independiente se caracterizó por un estilo paternalista inspirado en motivaciones religiosas e interés propio.

Posteriormente, durante el período ISI, los sectores modernizadores de la burguesía se convirtieron en la fuerza detrás de la creación de nuevas universidades privadas, instituciones técnicas y fundaciones destinadas a promover el desarrollo nacional5. Alentadas por la Alianza para el Progreso, auspiciada por los Estados Unidos, en algunos casos estas iniciativas del sector privado también incluyeron diversas campañas en beneficio de los sectores más pobres y excluidos de la población.

Filantropía para Freud:

Este término es analizado por Freud, de la siguiente manera: la filantropía tiene un poco de búsqueda y otro poco de photocall. No es fácil, ni entenderlo ni practicarlo. La filantropía es una industria exigente, se espera que cada cena, comida, merienda sea una actividad lucrativa.

La empresa debe ser un buen ciudadano. Este concepto de buen ciudadano se encuentra en las razones que la Comisión Europea esgrimió en los años noventa del siglo XX para solicitar un esfuerzo adicional de implicación moral y política en el desarrollo a las empresas europeas. Esta es también una de las razones que aduce David Rockefeller para que el Chase se implicara en construir y ampliar la capacidad económica, social, cultural… en cada una de los países donde el banco tenía sucursales.

El gobierno debería establecer e imponer las reglas, pero su aplicación se la debería dejar al sector privado. Los mejores resultados se dan cuando hay una cooperación estrecha entre ambos». En resumen, además del intento de conseguir mercados y gobiernos eficientes, también se considera recomendable que las empresas se impliquen en la construcción y sostenibilidad de la comunidad donde operan.

Las grandes empresas con centros de producción en países extranjeros necesitan el permiso tácito o explícito de los gobiernos y de la comunidad local para operar.

Problemática:

¿La filantropía será atribución natural del ser humano? ¿El humano nace bueno y la sociedad lo corrompe? ¿Todos tendremos la capacidad de expresar amor al género humano?

Casos:

_Uno de los casos más famosos de filantropía, fue el accionar de Bill Gates, creador de Microsoft, quien, a través de su empresa, donó 500 millones de dólares a la lucha contra el Sida.

_Otro digno representante del ejercicio de la filantropía, es Marck Zuckerberg quien, también ha financiado programas educativos en zonas depauperadas y ha instado a mejorar el alcance de la Sanidad pública estadounidense. Su último gesto debería mover en torno a 45.000 millones de dólares.

_Warren Buffet también se hizo presente. El inversor más famoso de todos los tiempos ha demostrado que sabe dónde colocar su dinero para que rente de la mejor manera posible. En 2010 promovió junto a Bill Gates el citado compromiso ‘The Giving People’, siendo especialmente activo para convencer a otros millonarios para que sigan su ejemplo. Esta donación se traduciría actualmente en unos 65.000 millones de dólares, pero ya se han financiado otras iniciativas globales con trasfondo social.

Por: Stalin Chuqui/Reportero AP. NET

Acerca de Mario Polo Vargas